martes, 11 de octubre de 2011

DONDE ESTA EL CAPITAL?

                Es una pregunta que tenemos que hacernos obligatoriamente, dónde esta el dinero, la liquidez que no tenemos, ni tienen los bancos, ni el Estado, ni Europa, ni Occidente,en los últimos diez años, nuestros costes de produccion se han duplidado y otros producen para nostros, nuestra balanza comercial ha sido negativa, pero con quien, con China, efectivamente, aqui es donde hay que buscar la liquidez, la tienen los bancos chinos, que a su vez nos prestan el dienro por encima del 6% , el que ganan con las transacciones internacionales. Si nos movemos a pequela escala por cualquier ciudad española, los chinos estan acaparando el comercio y los restaurantes de comida, la base economica de la pyme española estaba en el pequeño comercio que esta desapareciendo, absorvido por los chinos.Tenemos claros atisbos de esto, cuando vemos en la necesidad de acaparar materias primas, de comprar grandes extensiones de trierra cultivable en el sur de america, en acaparar el comercio exterior. Esta es la raiz de nuestrso problemas financieros, por mucho que inyectemos liquidez en el sistema financiero, sino le ponemos freno a las importaciones chinas y equilibramos la balanza comercial, nos absorverá el mercado asiatico, pues no solo es china , sino corea del sur, va por el mismo estilo, economias emergentes que han estado creciendo en los utlimos 10 años a paritr del 6%  anualmente, mientras nosotros no llegamos a la media del 2% anual. habra que reflexionar si a europa le interesa tener una politica neoliberar con china o ponerle restricciones a sus exportaciones, lo mismo que hacen con los productos españoles.

JMGS

Economista

1 comentario:

José Ortega dijo...

Mi querdo amigo, estoy de acuerdo que el capital sigue estando, pero en otras manos, es decir en manos chinas, brasileñas e indias.
Quizás tenemos que preguntarnos ¿Cómo conseguir que se gasten ahora los nuevos ricos el dinero? e intentar que en este país tan privilegiado que tenemos de ocio, que es para lo que nos vamos a quedar, sea el nuevo destino para las economías pudientes, es decir, traerlos para el Ocio y el Placer.
Saludos,
José Francisco Ortega.